red_acogida_ede
A día de hoy son seis los recursos de acogida que gestionamos desde EDE Fundazioa y en los que se atiende a un total de 232 personas migrantes y refugiadas. A raíz del desplazamiento de personas y familias desde Ucrania motivado por la invasión rusa, se han puesto en marcha nuevos recursos.
  • Olakueta Etxea (Berriz) nació en septiembre de 2018 a raíz del fenómeno del tránsito de personas subsaharianas que se dio en aquel año. Atiende a 34 personas y familias en situación de vulnerabilidad.
  • Residencia Mañarikua (Derio) fue reabierta en diciembre de 2021 por petición de CEAR para el sistema de primera acogida del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones. Atiende a 37 personas solicitantes de asilo.

A raíz del desplazamiento de personas y familias desde Ucrania motivado por la invasión rusa, se han puesto en marcha los siguientes recursos:

  • BBK Bilbao Good Hostel (Bolueta) con 77 personas, en colaboración con Lantegi Batuak.
  • Bilbao Hostel (Kastrexana) con 18 personas.
  • Residencia Atxuri (Bilbao) con 13 personas.
  • Residencia Fadura (Getxo) con 53 personas.

La capacidad total de atención es de 280 plazas repartidas entre los seis recursos.

Para la puesta en marcha de estos recursos de acogida, se ha realizado un importante esfuerzo para activar las relaciones de colaboración internas y externas y configurar un equipo en torno a 30 personas de atención directa (dos terceras partes de nueva contratación).

Destacan también los aportes realizados de BILTZEN, en el marco de los sucesivos Planes de Contingencia del Gobierno Vasco, en materia de documentación de apoyo e información, la creación de una bolsas de traductores/as, activación de intérpretes de apoyo en las Comisarias, etc.

La principales actuaciones con las personas refugiadas se centran en la acogida inicial (alojamiento y manutención), la atención a las necesidades y gestiones básicas (salud, solicitud protección temporal, aprendizaje del idioma, escolarización…), junto con la atención psicosocial requerida (apoyo psicológico, abordaje del impacto de la guerra, los duelos, estrés traumático y post-traumático) y la conexión con el entorno (voluntariado, actividades, cultura, deporte y tiempo libre) de cara a una segunda fase de integración o incorporación social.